NOMBRES DIVINOS XXIII-XXIV – AL JAFID – A-R- RAFI’ – EL QUE HUMILLA O DEGRADA – EL QUE ELEVA

99 NOMBRES DE ALLAH – XXIII – XIV – AL JAFID – A-R-RAFI’

“Esta es Nuestra prueba, la que dimos a Ibrahim sobre su gente. A quien queremos, lo elevamos en grados; es cierto que tu Señor es Sabio y Conocedor. ” (6-83).

Allâh elevará en un grado a los que de vosotros crean y a los que han recibido el conocimiento. Allâh sabe perfectamente lo que hacéis.*” (58-11).

Otros dos nombres antónimos en apariencia, pero complementarios cuando se les percibe correctamente y con detenimiento.

jafid

Allâh es El que Humilla y Degrada, pues nada hay en el ser humano que sea adquirido a título de propiedad por y para siempre. Allâh, a veces degrada y humilla en la Dunya a Sus servidores para enaltecerlos y elevarlos en la vida después de la muerte.
A veces, Allâh humilla a un pueblo o a un hombre en base a la desobediencia cometida, ya sea porque haya desobedecido una Orden Divina, realizando actos contrarios a la naturaleza o extendiendo el mal por la tierra.
Aquel quien se enorgullece de sí mismo es humillado por Allâh, ya que Allâh no ama en absoluto que nadie le dispute la grandeza

arrafi

Dice un hadiz qudsi

Transmitieron Abu said Al Judri y Abu Huraira que el mensajero de Allah – ‘alayhi-s-salatu wa-s-salam- dijo:
“Allâh exaltado sea dijo: La gloria es mi vestimenta y el orgullo es mi capa. Y quien me las dispute he de castigarlo.

Muslim, Ibn Mayah y Abu Dawud

Por otro lado, Allâh eleva en grados, como dice el Qur’an a aquellos quienes creen y obtienen conocimiento. En toda evidencia no puede haber conocimiento sin creencia; y el tipo de creencia explicado en el ayat no es la de base de todo musulmán, sino el estado del creyente que interioriza dentro de sí la verdadera creencia, transformando los atributos propios de criatura y servidor por los atributos con los que Allâh adorna a Sus allegados, los cuales, aunque externamente similares, son superiores en grado y en nobleza. Al contrario, la simple creencia de base otorga el Paraíso y protege del Infierno, pero, por ella misma, no eleva al creyente a los grados a los cuales hace referencia el Qur’an en el ayat anteriormente expresada.

“Di: No creéis. Decid más bien: Nos hemos sometido* pero aún no ha entrado en vuestros corazones la creencia”. (49-14)

“Los creyentes son aquellos que habiendo creído en Allâh y en Su Mensajero, no dudan después y luchan con sus bienes y sus personas en el camino de Allâh” (49-15)

Abdul Karim Mullor

 

Esta entrada fue publicada en Doctrina. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.