ACLARANDO CONFUSIONES – SOBRE EL CARTEL “YO NO SOY TAL O CUAL; SOY MUSLIM

CONFUSIONES INCOMPRENSIBLES PRODUCTO DE LA IGNORANCIA

En el Nombre de Allâh – el Todo Misericordioso – el Que Manifiesta Su Misericordia – ; y la plegaria y la paz sobre la corona y sello de los Profetas, Muhammad Rasûlu-l-Lâh, su familia purificada y nobles compañeros.

No salgo de mi asombro cuando observo ciertos carteles con mensajes simplistas y algo infantiles en los que se proclama, más o menos esto: “Yo no soy ni esto ni aquello, soy musulmán”.

He de decir, antes de extenderme, que el mensaje de esos carteles denota, por parte de sus autores, un total desconocimiento del Islam. Y debo confesar que, después de 38 años de Islam, es ahora en este tiempo cuando estos grafitis o panfletos (porque no pueden ser considerados de otra manera) empiezan a circular y dar vueltas dentro de unos círculos, fundamentalmente de gente joven, quienes se creen con derecho a opinar de todo y de todos sin conocimiento alguno. Creando confusión y alboroto en los otros hermanos que intentan utilizar el ímpetu de su juventud para estudiar y comprender la religión que practican, ellos se dan en decir lo primero que les viene en mente, como si se tratara de una inspiración de altos vuelos intelectuales. Jóvenes que aprenden la religión pasivamente por Youtube o a través de panfletos wahabitas los cuales se asemejan a aquellos tebeos que circulaban en mi niñez con personajes como Roberto Alcázar y Pedrín, Gorila, o el Guerrero del Antifaz.

En estos mensajes ñoños se dan nombres de lo que no se es o no se debe de ser. Una mezcla explosiva de nombres, de los cuales el autor del grafiti ha oído algo, y de los que desconoce su naturaleza. Los más comunes representados por estos carteles son:

Salafi, sunni, chia, sufí, etc.

Lo más gracioso y triste a la vez es que se dibuja el cartel y no se tiene ni idea de lo que significa ninguno de estos nombres. Vayamos uno a uno:

Salafi: Se trata de la doctrina herética de Nasiruddin Albani, quien para propagarla falsificó numerosos hadices; esta doctrina es el hermano tullido del Wahabismo, y tiene en común con él regirse sobre la idea de que Allâh tienen un cuerpo que se encuentra sentado sobre un Trono. En toda evidencia, esa doctrina no es islámica, y por lo tanto ser salafi no representa en manera alguna ser musulmán.

Sunni: Hermanos, contemplar esto es triste, es demasiado triste constatar cómo el autor o autores de dichos pasquines hayan podido caer en tal estado de ignorancia. Más triste aún es ver, cómo desde la propia ignorancia, se orgullece uno de no ser Sunni y ser musulmán.

Esta persona o personas no han comprendido que para ser musulmán es OBLIGATORIO ser Sunni. Porque Sunni es una palabra cuyo significado es: “Seguidor de la Sunna del Profeta – sobre él la plegaria y la paz -“; y quien no sigue la Sunna simplemente no es musulmán, tal y como queda demostrado en el Qur’an, en los hadices y en la Aqida del Islam. Es más, ser Sunni y Muslim es exactamente lo mismo y se asimila perfectamente lo uno a lo otro. El término Sunni nació históricamente como opuesto a Jawariŷ, los cuales son negadores de la Sunna del Santo Profeta.

Al leer este panfleto, un servidor, cuando llega a la palabra Sunni, lo que lee es: “Yo no soy musulmán, soy musulmán”. ¿En qué quedamos entonces?

Chia: Escribiremos más adelante sobre nuestra clara posición ante el Chiismo; qué es lo que pensamos de él y dónde lo enclavamos dentro de la Historia Global del Islam. Ahora bien: sabemos que muchos chias no aceptan los hadices transmitidos por Umar, Abu Hurayra y Aiša; en cuanto a otros respecta, es diferente, porque en este movimiento político hay varias facciones y sensibilidades. No vamos a opinar sobre su Islam, aunque sí debemos decir que quien acepta una parte de la Sunna y otra no lo tiene muy mal para considerarse musulmán de pleno derecho. Y esto se encuentra reflejado en los hadices, de los cuales hablaremos llegada la ocasión.

Sufi:Decir que Sufi es diferente a Muslim es como decir que Sunni lo es. Sufi es aquel musulmán quien ha adelantado en el camino de la devoción a Allâh y en el acercamiento y la sumisión a él. Todo sufí es muslim, aunque no todo muslim sea sufí, como tampoco todo muslim no es alfaqí, todo muslim no es bueno, todo muslim no es honesto.

Estos pasquines, incluso, contradicen el propio Libro de Allâh, ya que en éste se habla de los musulmanes con diferentes y variadas apelaciones de las cuales pondremos solamente algunos ejemplos, para ilustrar de nuevo, más si cabe, el absurdo de semejantes panfletos:

Saliḥîn (Santos o buenos)

Mutahharun (Purificados)

Muqarrabun (Aproximados)

Muḥsinîn (Excelentes)

Mu’min (Verdadero creyente)

Y ahora decidme: ¿Qué os parecería si alguien colgara un cartel o mostrara un panfleto diciendo? : “Yo no soy ni saliḥ, ni mutahhir, ni Muqarrab ni Muḥsin, ni mu’min; soy musulmán”

U os haría reír o echaros las manos a la cabeza.

¡Qué Allâh nos libre de la ignorancia propia y ajena!

Que Allâh nos perdone, nos guíe, nos dirija de las tinieblas a la luz y nos otorgue el Firdaws

Abdul Karîm Mullor

 

Esta entrada fue publicada en Islam. Guarda el enlace permanente.

3 Respuestas a ACLARANDO CONFUSIONES – SOBRE EL CARTEL “YO NO SOY TAL O CUAL; SOY MUSLIM

  1. khadiijah mubarak dice:

    Realmente jamas encontre tan bien explicado este tema sobre algunas personas que hacen esta diferencia. Hasta el punto que llegan a maldecir con sus palabras . realmente me pone feliz . Que Allah bendiga y guie a todos los hermanos que trabajan realmente para guiar a otros. Ameem ya rabb

  2. luis dice:

    Muy interesantes vuestro comentario

  3. luis dice:

    Me ha sido de gran interés estos comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.